1.11.11

LAS HISTORIAS SE REPITEN ( I )


Haiche veces que doe o estar e o ser
Ás veces pasa o indecibel
Haiche veces que doe o qué ver
cando o home busca o apetecibel
Cando o  fame asoma
a espera é o corrente
Por un recanto impacente
coñecendo as súas moitas limitazóns
avidez de presa perdoabel
seu *colo entra ruxindo consolo
do seu determismo atroce subxugado
co que alivar seu dor allea
coma humán é padecelo. BD.

Hay veces que duele el estar y el ser
A veces ocurre lo indecible
Hay veces que duele lo qué ver
cuando el hombre busca lo apetecible
Cuando el hambre asoma
la espera es lo corriente
Por una esquina impaciente
conociendo sus muchas limitaciones
avidez de presa perdonable
su *colo entra rugiendo consuelo
de su determinismo atroz subyugado
con el que mitigar su dolor ajeno
como humano es padecerlo.BD

[*Colo/colon/intestino/cólico]

[A Berto y a mí nos sorprendió a punto de cenar en Casa de Pepe Calviño (tan afable y hospitalario como excelentes son sus mariscos y comidas), en el alto del Calvario; entonces apareció balbuceando palabras indescifrables y preparamos unas monedas. Pepe se disculpaba por tan inadecuada visita. A nosotros no nos importaba. Le indicó donde sentarse y esperando unos instantes le trajo un gran plato de buenas viandas. Eran las once, tal vez, y mientras nosotros a lo nuestro, él devoró aquellos manjares ansiosamente que sólo la deferencia de nuestro anfitrión fue capaz de ofrecer. Se disculpó, nuevamente, era innecesario. Se fue como entró y le ofrecimos las monedas preparadas. Las cogió  inmediatamente, se las entregó a Pepe, con ellas deseaba pagar la cena. Sin posibilidad de otra cosa se despidió de igual modo. Las monedas retornaron, pero se fueron para el bote.

Hace más de treinta años bajaba la calle sobre un carro de bolas un mendigo, un bohemio, que recogía chatarra para subsistir de algo y comer. Viajaba algunas veces al año a Barcelona y, en el tren, cuando regresaba contaba historias increíbles de un hombre dando voces feroces entre dos rocas. Entonces todos reíamos con él entre tinto y tinto unos calamares en tinta, pan y algo de blanco.
Luego, un día, desapareció para siempre; nos enteramos como se entera todo el mundo, por la prensa y otros medios, supongo. El vientre hinchado...
Adiós para siempre amigo EDUARDO.] BD.




8 comentarios:

  1. Vaya imagen!
    Adioses con historias...

    ResponderEliminar
  2. triste historia, como la de todos los bohemios, desheredados, que desaparecen del mundo sin hacer ruido, dando tumbos por la vida. bonito homenaje a todos ellos.

    ResponderEliminar
  3. Historias conmovedoras, dende fóra.

    [ogallá nunca as conozamos dende dentro]

    gustoume o itinerario das moedas

    ResponderEliminar
  4. quizás los verdaderos reyes son los que integran estas historias

    ResponderEliminar

  5. · Haces bien en traer esta historia. Es algo que se repite, algo en lo que no caemos en cuenta... algo en lo que no queremos caer en cuenta... algo de nuestras propias miserias... algo... triste.

    · ludos-gomio-ami

    CristalRasgado & LaMiradaAusente
    ________________________________
    ·

    ResponderEliminar
  6. Mesa vazia, só e a procura do nada talvez quem sabe o interior de si mesmo! A foto é primorosa! Abraços

    ResponderEliminar
  7. A medida que vamos creciendo en la vida nos enriquecemos en conocimientos, valores, sabiduria, sentido comun... pero mermamos la capacidad de enternecernos con quien nos necesita, nos cubrimos de prejuicios, y, en vez de abrir los ojos y observar y actuar con la naturalidad, la franqueza, la ternura y la emotividad de un niño, cerramos nuestros parpados y nos damos la vuelta convenciendonos de que nosotros no podemos hacer nada...

    Cualquier niño hubiera vaciado sus bolsillos, hubiera dado su bocadillo, hubiera regalado una sonrisa...

    Nuestra capacidad humana merma a medida que vamos creciendo...

    ...

    ResponderEliminar

Añade los números y las letras, entonces no se permite el paso a los eSPANtapájaros
[Ha pasado boedromion entonces daremos mista y reemplazaremos los fondos por aquellos primigenios pues consumen menos y no cansan tanto...Adelante, no te pares y añade lo que tengas]
Benvido d:D´

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.